Caída del cabello

Prueba de testosterona Próximamente

Prueba de testosterona

Precio habitual €29,00

Prueba de metales pesados Próximamente

Prueba de metales pesados

Precio habitual €69,00

Prueba de serotonina Próximamente

Prueba de serotonina

Precio habitual €49,00

Prueba de estrógeno Próximamente

Prueba de estrógeno

Precio habitual €39,00

Frenar la caída capilar

La caída capilar no solo afecta a los hombres mayores con líneas de cabello en retroceso. De hecho, las mujeres menopáusicas también pueden verse afectadas, así como las personas con ciertas enfermedades. La regla general: la caída capilar puede ocurrir a cualquier edad. Esto suele ser muy estresante para los afectados. El cabello es uno de nuestros rasgos más llamativos y da forma a cómo nos perciben los demás.

Causa la caída capilar subyacente

A menudo, el cabello se cae antes de lo debido porque algo anda mal en el cuerpo. Esto quiere decir que una deficiencia nutricional podría hacer más probable la caída del cabello.

El mejor estudiado es la relación entre la caída del cabello y el oligoelemento hierro. De hecho, el cuerpo necesita hierro para producir sangre. Cuando hay deficiencia de hierro, el suministro de sangre se restringe primero en las áreas menos vitales del cuerpo, y éstas incluyen las raíces del cabello. Si las raíces del cabello, por lo tanto, están menos perfundidas, esto promoverá la caída capilar. Los estudios también demostraron que las personas que toman más hierro pueden tener un pelo más denso.

Además, la deficiencia de vitamina D es considerada otra posible causa de caída capilar. Los experimentos con células madre han demostrado que la vitamina D promueve la producción de ciertos receptores en las raíces del cabello que podrían estimular el crecimiento capilar. Todavía es necesario demostrar en estudios clínicos cómo la vitamina D y la caída capilar están relacionadas realmente.

Durante mucho tiempo, se decía que la hormona sexual masculina testosterona también estaba relacionada con la caída del cabello. Pero más recientemente los investigadores han estado estudiando otra hormona: dihidrotestosterona (DHT), que es un derivado de la testosterona al que algunas raíces capilares reaccionan con sensibilidad. Las relaciones todavía se están estudiando, pero es fácil ver cómo un exceso de testosterona puede conducir a más DHT y, por lo tanto, posiblemente más caída capilar.

Una causa común de la caída capilar es la alopecia androgenética. Esta se asocia con una deficiencia de estrógeno y una reacción al aumento de los niveles de andrógenos. Aunque esta forma de caída capilar es común en mujeres menopáusicas, también ocurre en hombres.

Frenar la caída capilar

Si deseas detener la caída prematura del cabello, puede ser una buena idea determinar las causas primero; un enfoque que puede determinar de manera decisiva las contramedidas que pueden ser útiles. Una manera de llegar al fondo de las deficiencias de nutrientes o de los cambios hormonales es utilizar las pruebas caseras de cerascreen®. Un laboratorio especializado analiza una muestra de sangre o saliva tomada desde la comodidad de tu hogar. A continuación, recibirás un informe de resultados, que clasificará los valores medidos y te proporcionará recomendaciones para la acción. De esta manera, puedes empezar a equilibrar tus niveles nutricionales y hormonales y, al hacerlo, detener la caída capilar posiblemente.