Esperamos que disfrute de este artículo

Para conocer más sobre los síntomas que experimenta, pulse aquí

Sistema inmunológico: cómo funcionan nuestras defensas


Nuestro sistema inmunológico trabaja continuamente para combatir los cuerpos extraños y las influencias ambientales. Para ello, cuenta con toda una colección de ayudas maravillosas, como células inmunitarias, anticuerpos y glóbulos blancos.

Vivimos en un mundo en el que estamos constantemente expuestos a bacterias, virus, parásitos, toxinas, radiación ultravioleta y muchas otras influencias ambientales. Sólo podemos sobrevivir en este mundo gracias a nuestro sistema inmunológico: Sin nuestras defensas, los patógenos supondrían una amenaza constante para nuestra salud.

Nuestro sistema inmunológico es un complejo de innumerables células, proteínas y órganos que mantiene a los invasores fuera del cuerpo desde el momento en que nacemos. Con los años, el sistema inmunológico aprende a defendernos más rápido y mejor.

Lee este artículo para saber de qué está hecho el sistema inmunológico y cómo las diferentes células inmunitarias se encargan de protegerte contra las infecciones cada día.

En nuestro portal de salud también encontrará consejos para reforzar su sistema inmunológico.

El sistema inmunológico

Numerosos cuerpos extraños intentan siempre superar las defensas externas del organismo: la piel y las mucosas de la boca, la nariz y los ojos forman parte del sistema inmunológico. En sí, no se siente cuando el sistema inmunológico lucha contra los cuerpos extraños.

Sin embargo, en cuanto su función defensiva disminuye, se nota que los cuerpos extraños han burlado al sistema inmunológico. Su defensa inmunitaria interna trata entonces de eliminar la causa respectiva, por lo que aparecen síntomas como fiebre, sarpullido o resfriado.

¿Qué es el sistema inmunológico?

El sistema inmunológico es el sistema biologico de defensas del organismo, formado por diferentes órganos, proteínas y células. Utiliza diferentes células para protegerle de los agentes patógenos , los cambios celulares y las influencias ambientales . Sus cinco tareas principales son [1]:

  • Detectar patógenos (agentes causantes de enfermedades), alérgenos y cambios celulares.
  • Distinguir las células extrañas de las propias del organismo.li>
  • Combatir los agentes patógenos, es decir, las bacterias, los virus, los hongos y los parásitos que parásitos, afectan a la salud.
  • Combatir los alérgenos que desencadenan las alergias.
  • Iniciar la muerte celular programada cuando las células cambian debido a una enfermedad, como en el caso de un cáncer.

Si el sistema inmunológico no fuera capaz de distinguir las células extrañas de las propias del organismo, causaría estragos. En ese caso, ataca al propio tejido del cuerpo. El resultado pueden ser enfermedades autoinmunes como la diabetes mellitus tipo 1 o las enfermedades reumáticas [2].

¿Qué órganos forman parte del sistema inmunológico?

El sistema inmunológico es una red que abarca todo el cuerpo. Consta de varios órganos que aportan proteínas y células inmunitarias para defender al organismo de las amenazas.

Los órganos linfoides juegan un papel importante en la protección inmunitaria: forman parte del sistema linfático. El líquido linfático fluye a través de este sistema, eliminando los productos de desecho metabólicos y el exceso de líquido.

Los órganos linfoides primarios, el timo y la médula ósea, producen células inmunitarias que también maduran en estos dos órganos. En los órganos linfoides secundarios, como los ganglios linfáticos, el bazo, las amígdalas y los intestinos, las células inmunitarias patrullan y combaten los agentes patógenos. El sistema inmunológico también incluye[2-6]:

  • Piel
  • Ojos
  • Nariz
  • Estómago

Es bueno saberlo: La glándula del timo consta de dos lóbulos situados detrás del esternón. Su objetivo principal es producir células inmunitarias. Una vez que se llega a la pubertad, la glándula del timo retrocede [7].

Donde se encuentra el sistema inmunológico

Función de los órganos del sistema inmunológico

Órgano

Función

Ojos

Combate las bacterias con la ayuda de la enzima lisozima del líquido lagrimal

Mucosa intestinal

Evita que los agentes patógenos entren en el torrente sanguíneo

Intestino delgado y grueso

Evita que los patógenos se propaguen y crezcan con la ayuda de las bacterias intestinales

Estómago

Combate las bacterias y los virus a través del ácido del estómago

Amígdalas

Detecta patógenos en los alimentos o en el aliento

Bazo

Forma linfocitos

 

Sistema inmunológico innato y adquirido

Desde el nacimiento, el sistema inmunológico proporciona protección contra el entorno. Sin embargo, en principio no puede protegernos de todas las amenazas posibles. Con el tiempo, debe aprender a combatir ciertos patógenos.

¿Qué es el sistema inmunológico innato?

El sistema inmunológico nacido o inespecífico lucha contra los agentes patógenos desde el nacimiento - está formado por la piel, las mucosas y los órganos digestivos. Sin embargo, esta defensa inmunitaria no se dirige específicamente a un patógeno concreto. En cambio, envía células inmunitarias en cuanto se detecta cualquier cuerpo extraño. Por lo tanto, se considera una defensa inmunológica general. [2-3].

Es bueno saberlo: La leche materna contiene importantes nutrientes, así como células inmunitarias y bacterias que ayudan a fortalecer el sistema inmunológico del niño. [3].

Para saber contra quién luchar, las células del sistema inmunológico innato deben ser capaces de distinguir las células del propio cuerpo de las células extrañas. Para ello, utilizan determinados receptores que, a su vez, se apoyan en las llamadas células B y T del sistema inmunológico adquirido. [8].

¿Qué es el sistema inmunológico adquirido?

El sistema adquirido o específico se considera la memoria inmunológica. Funciona con células inmunitarias como las células B y T. Con su ayuda, su sistema inmunológico recuerda cómo es la superficie de los patógenos que han entrado en su cuerpo. Cuando ese patógeno vuelve a entrar en el cuerpo, las defensas lo reconocen de nuevo. Esto permite que el sistema inmunológico actúe más rápidamente y lo combata con los anticuerpos adecuados. [1-2].

Porque solo puedes contraer la varicela una vez

Las células del sistema inmunológico

Cuando los cuerpos extraños invaden tu cuerpo, tienen que prepararse para un amplio arsenal de células inmunes que quieren eliminar. Las células inmunitarias reconocen cuerpos extraños por ciertas proteínas de su superficie llamadas antígenos. Las células inmunitarias se acoplan entonces a los receptores para eliminar el cuerpo extraño. [2].

¿Qué células inmunitarias hay?

Las células inmunitarias pertenecen a los glóbulos blancos, los leucocitos. Pueden dividirse en tres grupos principales [2]:

  • Linfocitos
  • Granulocitos
  • Monocitos

¿Cuáles son las funciones de los linfocitos?

Los linfocitos forman la memoria inmunológica: reconocen, luchan y memorizan el respectivo patógeno, para poder actuar más rápidamente contra él en caso de un nuevo contacto. [2].

Linfocitos

Tarea

Células B

Formación de anticuerpos y células de memoria

Células de memoria B

Producción de anticuerpos

Células T

Reconocimiento de antígenos

Células asesinas naturales

Detección de células cancerosas o infectadas por virus e inicio de la muerte celular

Células T asesinas naturales

Combinación de células T y células asesinas naturales

 

¿Qué son los anticuerpos?

Los anticuerpos, o inmunoglobulinas, son producidos por los linfocitos B tras entrar en contacto con el antígeno de un patógeno.

Los anticuerpos constan de dos extremos. Un extremo se une al antígeno, mientras que el otro transmite la información a las células inmunitarias. Funcionan según el principio de la llave: los ligandos del anticuerpo son la clave. Se acoplan al antígeno respectivo, la cerradura, para que el patógeno se apague [9].

Consejo: Si padeces alergias, los anticuerpos juegan un papel crucial en ello. Lea más sobre esto en nuestro artículo de salud sobre Alergias e intolerancias alimentarias.

Anticuerpo

Tarea

IgA

combatir los agentes patógenos en las membranas mucosas

IgD

activar las células B

IgE

combatir los parásitos y los alérgenos

IgG

iniciar la fagocitosis (digestión de cuerpos extraños por las células inmunitarias)

IgM

activar las células B

 

Es bueno saberlo: Lo bien que la memoria inmunológica puede recordar a los patógenos puede observarse, por ejemplo, en la viruela: las personas sólo contraen la varicela una vez en la vida, porque el sistema inmunológico puede intervenir a tiempo con anticuerpos en caso de que se produzca un nuevo ataque patógeno.

¿Cuáles son las funciones de los granulocitos?

El tipo más común de glóbulos blancos son los granulocitos. Se distingue entre neutrófilos, eosinófilos y basófilos.

Los neutrófilos granulocitos producen radicales libres que combaten las bacterias en el acto, mientras que los eosinófilos y los granulocitos basófilos se encargan de los alérgenos. Los granulocitos basófilos liberan la sustancia mensajera histamina, responsable de los síntomas típicos de una alergia: erupción cutánea, picor, aumento del ritmo cardíaco, dificultad para respirar [2].

¿Qué son los monocitos y los macrófagos?

Los monocitos son los llamados comedores de bacterias. Cuando entran en el tejido desde la sangre, se convierten en macrófagos .

Ambos realizan lo que se conoce como fagocitosis: digieren los patógenos con compuestos químicos y los desconectan de esta manera [2].

Células dendríticas y citoquinas

Las células dendríticas tienen tentáculos con los que capturan patógenos, los agarran y luego los digieren. Fracciones del patógeno pasan a las células B para que se formen células de memoria.

Las citoquinas señalan la inflamación: Una vez que se detecta un cuerpo extraño, activan las células inmunitarias, con lo que se precipitan al lugar [2,9].

¿Qué ocurre durante una infección?

Cuando los patógenos entran en el cuerpo, las células inmunitarias los registran por los antígenos de su superficie. A continuación, desencadenan toda una serie de respuestas inmunitarias.

En primer lugar, interviene el sistema inmunológico de nacimiento: Los glóbulos blancos (monocitos, macrófagos y granulocitos) se comen y digieren los patógenos. Pero no digieren completamente los patógenos. Los fragmentos se entregan al sistema inmunológico adquirido: Las células B y T pueden entonces formar células de memoria. Con su ayuda, el sistema inmunológico suele conseguir eliminar los agentes patógenos en un nuevo encuentro antes de que se produzca la infección..

Por eso, cuando una gripe o un resfriado se van de un lado a otro, normalmente no vuelven a aparecer si ya has tenido la infección: Su sistema inmunológico conoce el virus y la mejor manera de combatirlo [1,9].

Glosario - El sistema inmunológico

El sistema inmunológico está formado por innumerables células que llevan a cabo complejos procesos químicos para protegerle de las infecciones.

Aquí encontrará una lista de los términos más importantes con una breve explicación.

Tabla: Glosario para el Sistema inmunológico

Término

Explicación

Sistema inmunológico innato

sistema inmunológico no específico, que proporciona una protección inmunitaria general

Anticuerpo

son producidos por los linfocitos B y actúan contra ciertos patógenos

Antígenos

Proteínas en la superficie de los patógenos que permiten a las células inmunitarias reconocerlos

Enfermedad autoinmune

Enfermedades en las que el sistema inmunológico ataca al propio organismo sin motivo aparente y que pueden desencadenar dolencias como la artritis reumatoide, la enfermedad de Hashimoto o la diabetes

Células B

Células del sistema inmunológico adquirido; memorizan los agentes patógenos y forman anticuerpos

Células dendríticas

Células inmunitarias que capturan los patógenos con sus tentáculos, los digieren y los transmiten a las células B

Sistema inmunológico adquirido

Sistema inmunológico específico, que puede atacar específicamente a los agentes patógenos con la ayuda de anticuerpos

Granulocitos

Glóbulos blancos que combaten las bacterias y las alergias; se distingue entre granulocitos basófilos, eosinófilos y neutrófilos

Infección

Reacción inflamatoria del sistema inmunológico o enfermedad causada por agentes patógenos que han invadido el organismo.

Leucocitos

Glóbulos blancos; término genérico para granulocitos, linfocitos y monocitos

Linfocitos

Glóbulos blancos; término genérico para las células B, las células T y las células asesinas naturales

Macrófagos

Comedores de bacterias formados por monocitos, glóbulos blancos; realizan la fagocitosis, es decir, digieren los patógenos

Células asesinas naturales

Linfocitos que pueden reconocer las células cancerosas y los virus

Patógeno

Agente patógeno

Células T

Reconocen los agentes patógenos a partir de los antígenos y los combaten

Citoquinas

Sustancias mensajeras que indican al sistema inmunológico que hay agentes patógenos en el organismo


Un vistazo al sistema inmunológico

¿Qué es el sistema inmunológico?

El sistema inmunológico es un conjunto de múltiples órganos, células y proteínas. Órganos como la piel o los intestinos sirven de barrera física para evitar que los patógenos entren en el cuerpo. La médula ósea, el timo y el bazo constituyen las células inmunitarias. Las amígdalas pueden reconocer cuerpos extraños de los alimentos y del aliento.

¿Cuáles son las funciones del sistema inmunológico innato y adquirido?

El sistema inmunológico innato proporciona una protección general contra todos los agentes patógenos. El sistema inmunológico adquirido, en cambio, funciona de forma más específica: cuando se entra en contacto con nuevos patógenos, las células inmunitarias recuerdan a los invasores y forman anticuerpos como respuesta. Si vuelve a entrar en contacto con este patógeno, el sistema inmunológico adquirido interviene y lo combate rápidamente con su repertorio de anticuerpos.

¿Qué son las células inmunitarias?

Las células inmunitarias más importantes son: Células T, células B, células asesinas naturales, macrófagos, monocitos y granulocitos. Los linfocitos B memorizan el patógeno correspondiente al entrar en contacto con él y producen anticuerpos para neutralizarlo lo antes posible. Las otras células luchan directamente contra el patógeno y lo digieren.

Referencias

[1] N. C. for B. Information, U. S. N. L. of M. 8600 R. Pike, B. MD, und 20894 Usa, How does the immune system work? Institute for Quality and Efficiency in Health Care (IQWiG), 2019.

[2] D. D. Chaplin, „Overview of the Immune Response“, J. Allergy Clin. Immunol., Bd. 125, Nr. 2 Suppl 2, S. S3-23, Feb. 2010, doi: 10.1016/j.jaci.2009.12.980.

[3] P. C. Calder, „Feeding the immune system“, Proc. Nutr. Soc., Bd. 72, Nr. 3, S. 299–309, Aug. 2013, doi: 10.1017/S0029665113001286.

[4] „The Thymus: A Forgotten, But Very Important Organ. - PubMed - NCBI“. [Online]. Verfügbar unter: https://www.ncbi.nlm.nih.gov/pubmed/27627572. [Zugegriffen: 16-Dez-2019].

[5] „Pschyrembel Online | Mandel“. [Online]. Verfügbar unter: https://www.pschyrembel.de/Mandel/K0DN6/doc/. [Zugegriffen: 16-Dez-2019].

[6] „Pschyrembel Online | Milz“. [Online]. Verfügbar unter: https://www.pschyrembel.de/Milz/K0EAF/doc/. [Zugegriffen: 16-Dez-2019].

[7] Faller, Adolf; Schünke, Michael, Der Körper des Menschen - Einführung in Bau und Funktion, 16. Thieme.

[8] K. M. Yatim und F. G. Lakkis, „A Brief Journey through the Immune System“, Clin. J. Am. Soc. Nephrol. CJASN, Bd. 10, Nr. 7, S. 1274–1281, Juli 2015, doi: 10.2215/CJN.10031014.

[9] L. B. Nicholson, „The immune system“, Essays Biochem., Bd. 60, Nr. 3, S. 275–301, Okt. 2016, doi: 10.1042/EBC20160017.

¿Quiere entender mejor su cuerpo?

La medición de sus indicadores de salud le proporcionará una valiosa información sobre el potencial de su cuerpo. Para ello, hemos desarrollado los kits de muestreo y envío cerascreen® para la recogida de muestras por parte del usuario final. Utilícelos rápida y fácilmente desde casa y devuélvalos a nuestro laboratorio especializado de forma gratuita.

Nuestras pruebas de salud

Nos presentamos

Queremos ayudar a nuestros clientes a llevar una vida más sana. Para ello, colaboramos con científicos, médicos y ecotrofólogos para desarrollar pruebas que ayuden a comprender mejor los síntomas del organismo.

Más información

Información gratuita sobre la salud

Suscríbase ahora a nuestro boletín y reciba información sobre las últimas novedades en materia de salud y nutrición. También le aconsejaremos sobre los productos y le mantendremos al día de las promociones de nuestra tienda. Obtenga un descuento de 5€ suscribiéndose a nuestro boletín de noticias.

Afíliese ahora
Contenido