Esperamos que disfrute de este artículo

Para conocer más sobre los síntomas que experimenta, haga clic aquí.

Quemaduras solares: cómo proteger su piel de la radiación UV


Los rayos UV del sol pueden quemar la piel, aumentar el riesgo de cáncer de piel y acelerar su envejecimiento. El comportamiento correcto en unas vacaciones en la playa, la ropa adecuada y la crema solar protegen de la radiación. Pero el cuerpo también necesita la luz solar para producir vitamina D.

Para mucha gente, una pequeña quemadura de sol forma parte del verano y de las vacaciones en la playa. Después de tomar el sol, la piel se enrojece, pica y duele. Pero aunque la quemadura solar se cure unos días después, el daño causado a las células de la piel puede durar toda la vida. De hecho, cada quemadura solar contribuye al riesgo de desarrollar un cáncer de piel.

En este artículo, aprenda por qué la radiación UV puede dañar su piel y envejecerla más rápidamente, cómo prevenir y tratar las quemaduras solares y cómo equilibrar la protección solar y la ingesta de vitamina D.

¿Qué es la radiación UV?

La luz del sol se compone de muchos rayos diferentes. La parte de la radiación más rica en energía es la radiación ultravioleta, o radiación UV para abreviar. Los rayos UV no son visibles para nosotros los humanos.

¿Qué son los rayos UV?

Los rayos UV se dividen a su vez en tres tipos, según su longitud de onda [1]:

  • Radiación UVA (longitud de onda de 400 a 315 nanómetros) pasa prácticamente sin obstáculos a través de la atmósfera terrestre y también penetra en lo más profundo de la piel humana.
  • Radiación UVB (longitud de onda de 315 a 280 nanómetros) es interceptada en un 90% por la atmósfera.
  • Radiación UVC (longitud de onda de 280 a 100 nanómetros) es especialmente rica en energía, pero no llega a la superficie de la Tierra. La atmósfera la filtra completamente de la luz solar.

Longitudes de onda de la luz: La luz es un tipo de radiación electromagnética. La longitud de onda de esta radiación determina el color de la luz, y si podemos percibirla. La gama visible se sitúa entre la luz roja (longitud de onda de 780 nanómetros) y la luz violeta (380 nanómetros). Las gamas "invisibles" que se mueven por encima y por debajo de ésta se denominan luz infrarroja y ultravioleta.

¿Cuáles son los peligros de la radiación UV?

Las células de la piel y del ojo absorben la radiación ultravioleta, independientemente de que proceda de la luz solar o sea artificial, como en un solárium. En las células, los rayos dañan el ADN, entre otras cosas. Lo hacen incluso si sólo pasa poco tiempo al sol. En este caso, sin embargo, sus células pueden reparar el daño. Sólo si la exposición es muy intensa, tiene lugar constantemente y provoca quemaduras solares, se producirá también un daño permanente en el ADN. Esto conduce entonces a un mayor riesgo de desarrollar cáncer de piel [1].

La radiación UVA penetra en las capas más profundas de la piel, donde libera radicales de oxígeno que debilitan el tejido conectivo y, por tanto, favorecen el envejecimiento de la piel. Así, un exceso de sol puede provocar la formación de arrugas de forma precoz y que su piel parezca flácida.

Tip: Lea más sobre los cuidados adecuados para una piel bella y limpia en nuestro portal de salud.

¿Cómo daña los ojos la radiación UV?

En los ojos, la radiación UV puede desencadenar una inflamación aguda de la córnea y la conjuntiva. A largo plazo, los rayos contribuyen al desarrollo de cataratas. Dado que la radiación UVA también llega a la retina, que se encuentra a mayor profundidad en el ojo, los médicos están debatiendo actualmente si la radiación solar también puede promover enfermedades de la retina, como la degeneración macular [2].

Gafas de sol no son sólo un accesorio de moda. Protegen sus ojos de los rayos UVB y UVA que pueden dañar las lentes de sus ojos a largo plazo, contribuyendo al desarrollo de cataratas. Las gafas de sol también preservan la delicada piel que rodea los ojos de la luz solar. Asegúrese de que las gafas cubren completamente los ojos e, idealmente, tienen la norma de protección UV400 [3].

¿Cuándo es más fuerte la radiación UV?

El grado de exposición a los rayos UV depende de muchos factores:

Temporada: La radiación UV -especialmente la UVB- es más alta en los meses de verano. Los expertos creen que los rayos pueden ser un peligro para la salud en Europa y Norteamérica, especialmente entre marzo y octubre.

Hora del día: Cuando el sol está en su punto más alto al mediodía (entre las 11 y las 15 horas), la exposición a los rayos UV también es más intensa.

Ubicación longitudinal: Cuanto más cerca esté del ecuador, mayor será la radiación UV.

Población: Las nubes densas bloquean parte de la radiación, pero la radiación ultravioleta atraviesa la cubierta de nubes finas.

Altitud: Cuanto más alto esté sobre el nivel del mar, más intensos serán los rayos del sol. Por lo tanto, en las montañas, la radiación UV es siempre algo más fuerte.

Entorno: A la sombra, por supuesto, la exposición es menos intensa que al sol directo. Las superficies que reflejan los rayos del sol, especialmente el agua, la nieve y la arena de color claro, pueden intensificar la tensión.

¿Lo sabía? El riesgo de quemaduras solares no está directamente relacionado con el calor. Los rayos infrarrojos de la luz solar proporcionan calor, mientras que la radiación ultravioleta provoca quemaduras solares. Por ejemplo, la radiación UV puede ser mucho más peligrosa en un día más bien fresco de verano que en un día caluroso de primavera [4].

Fotoenvejecimiento: envejecimiento de la piel debido a la radiación UV

La protección solar es una de las medidas más eficaces para prevenir el envejecimiento de la piel y las arrugas. Esto se debe a que la radiación UV es uno de los principales responsables del envejecimiento de su piel. Algunos expertos creen que la luz solar es responsable del 90% del envejecimiento de la piel del rostro. En la jerga técnica, existe incluso un término independiente para el envejecimiento de la piel causado por los rayos UV: el fotoenvejecimiento [5].

¿cómo se envejece la piel con los rayos UV?

Los distintos tipos de radiación solar afectan a la piel de forma diferente. La radiación UVB puede dañar el ADN de las células externas de la piel. Esto puede provocar quemaduras solares y un mayor riesgo de cáncer de piel, pero también un envejecimiento más rápido de la piel.

Los rayos UVA desempeñan un papel aún mayor en el envejecimiento de la piel. Penetran más profundamente en las capas de la piel. Allí promueven la formación de radicales libres de oxígeno, lo que, entre otras cosas, favorece la inflamación y perturba la producción de las proteínas colágeno y elastina. Esto hace que la piel sea menos elástica a largo plazo y que pierda su estructura [6], [7].

¿Cómo se manifiesta el fotoenvejecimiento?

Cuando se produce un aumento de los radicales de oxígeno debido a la radiación UV y la piel carece de colágeno, esto puede tener varios efectos en el aspecto de la piel. Las consecuencias típicas son:

  • Arrugas gruesas y profundas
  • Piel acartonada y flácida
  • Manchas oscuras e irregulares de pigmentación y manchas claras de la edad

¿Qué puedo hacer contra el fotoenvejecimiento?

Los rayos UVA penetran los cristales de las ventanas e incluso la cubierta de nubes y nos llegan incluso en los meses de invierno. Los rayos UVA contribuyen al envejecimiento de la piel incluso si no se ha quemado todavía. Por ello, algunos expertos en el cuidado de la piel recomiendan utilizar un protector solar en el rostro durante todo el año para prevenir el fotoenvejecimiento y las arrugas.

Es de suponer que también los productos para el cuidado de la piel con antioxidantes pueden contribuir a la prevención, ya que contrarrestan los daños que pueden causar los radicales libres. En los estudios resultaron especialmente prometedoras las combinaciones de cremas solares que protegen contra la radiación UVA y antioxidantes como la coenzima Q10, la vitamina C y la vitamina E [5], [7].

¿lo sabía? Además de la radiación UV, el estrés, el alcohol, los cigarrillos y los contaminantes ambientales son los mayores aceleradores del envejecimiento de la piel. Estos factores también pueden agravar el envejecimiento de la piel debido a la radiación UVA [8].

Test Salud de la piel

Quemaduras solares

La piel se enrojece y pica, tal vez incluso se escame o forme ampollas: Hoy, casi todo el mundo se ha quemado con el sol. Según un estudio, el 37% de los estadounidenses sufre al menos una quemadura solar al año. En el estudio, se han visto afectados con especial frecuencia [9]:

  • Personas con tipo de piel clara
  • Aficionados al bronceado y cámaras de bronceo
  • Personas muy activas en el deporte
  • Personas con antecedentes familiares de melanoma maligno (cáncer de piel negro)

Es bueno saberlo: En el mar o en una piscina, los rayos del sol apenas calientan porque la luz infrarroja del sol no penetra en la superficie del agua. Sin embargo, una gran parte de la radiación UV entra en el agua, por lo que nadar y bucear no le protege de las quemaduras solares [2].

Sonnenbrand und Hautkrebsrisiko

In vielen Ländern ist Hautkrebs in den letzten Jahrzehnten deutlich häufiger geworden – in Deutschland haben sich die Fälle von schwarzem Hautkrebs seit den 1970er Jahren zirka verfünffacht – auch jüngere Menschen erkranken häufiger [10].

Viele Expert*innen führen die deutlich gestiegenen Hautkrebsraten darauf zurück, dass immer mehr Menschen Urlaub in der Sonne machen und sich dabei für kurze Zeit sehr intensiver Sonneneinstrahlung aussetzen. Eine spanische Studie ergab, dass fast die Hälfte der Strandurlauber*innen mindestens einen schmerzhaften Sonnenbrand pro Sommer hat. Mediziner*innen zufolge ist das bereits zu viel [11], [12].

como el agua protege del sol

¿Qué ocurre con las quemaduras de sol?

En una quemadura solar, las células de las capas superiores de la piel resultan dañadas por la radiación UVB. El cuerpo reacciona a esto con una inflamación. Esto se manifiesta entonces por un enrojecimiento de la piel, a veces doloroso y con picor, y en casos más graves también por la formación de ampollas. Con el paso de los años, las quemaduras solares contribuyen al envejecimiento de la piel y, por tanto, a la aparición de arrugas. También aumentan el riesgo de cáncer de piel.

Que se produzcan quemaduras solares depende siempre de la intensidad de los rayos del sol y del tiempo que se pase al sol o al aire libre. Por ejemplo, durante el calor del mediodía en verano, especialmente cerca del ecuador, a menudo bastan unos pocos minutos para dañar la piel clara. Pero incluso las radiaciones menos intensas pueden dejar daños si se expone a ellas durante horas [2].

Una alergia al sol puede desencadenar síntomas similares; sin embargo, los síntomas suelen aparecer sólo horas después de tomar el sol y pueden variar mucho.

El alcohol aumenta el riesgo de quemaduras solares: Según los estudios, el consumo de alcohol también afecta al riesgo de cáncer de piel y de quemaduras solares. Los dermatólogos de la Charité de Berlín suponen que esto se debe a que el alcohol reduce el número de antioxidantes en la piel. Por lo tanto, las células allí presentes soportarían peor el estrés oxidativo que generan los rayos UV [13].

¿Cómo se relacionan el tipo de piel y las quemaduras solares?

Sin protección solar, muchas personas no tardan en sufrir quemaduras solares bajo la luz directa del sol. La duración exacta depende del tipo de piel. Las personas tienen diferentes cantidades de melanina en su piel - este pigmento hace que la piel parezca más oscura y también ofrece una cierta protección contra los rayos UV. Por tanto, su tipo de piel determina el tiempo de autoprotección de su piel. Si permanece al sol más tiempo que el de autoprotección, debe aplicarse un protector solar, especialmente entre marzo y octubre [14].

Die sechs Hauttypen

Tabla: Riesgo de quemaduras solares por tipo de piel [2], [15]:

Tipo de piel

Características

Tiempo de autoprotección

I

Piel muy clara, casi siempre con pecas, pelo rojo o rubio rojizo, no se broncea

hasta 10 minutos

II

Piel clara, a menudo con pecas, pelo entre rubio y castaño, apenas se broncea

hasta 20 minutos

III

Piel clara a morena, raramente con pecas, cabello rubio oscuro a castaño, se vuelve castaño gradualmente

hasta 30 minutos

IV

Piel de color marrón claro a oliva, cabello castaño oscuro, se broncea rápida y profundamente

hasta 40 minutos

V

Piel morena, pelo entre marrón oscuro y negro, rara vez se quema con el sol

hasta 60 minutos

VI

Piel de color marrón oscuro a negro, pelo negro, muy rara vez se quema al sol

hasta 90 minutos

Atención: ¿Sabe qué tipo de piel tiene? No siempre es tan fácil de determinar. En un estudio, los investigadores compararon las declaraciones de las personas sobre su propio tipo de piel con las valoraciones de los dermatólogos: Las diferencias entre ellos, a veces significativas, y muchos juzgaron mal su tipo de piel [16].

Malas noticias para los amantes del sol: El "bronceado saludable" no es especialmente saludable. Cuando usted adquiere color, se trata de una reacción defensiva: su cuerpo quiere protegerse de un exceso de radiación UV. Sin embargo, esto sólo funciona de forma muy limitada. Si tiene la piel clara, sólo podrá permanecer bronceada al sol durante unos minutos más sin quemarse. Por otro lado, su piel puede sufrir daños durante el bronceado y envejecer más rápidamente [2].

Prevención de quemaduras solares

La mejor precaución contra las quemaduras solares es no exagerar con los baños de sol. Evite el sol del mediodía, póngase a la sombra entre horas y no se exponga al sol durante demasiado tiempo. Protéjase la piel con un sombrero, ropa opaca y una crema solar con un factor de protección adecuado. El índice UV le ayuda a evaluar qué medidas tienen sentido en su región [3].

¿Qué es el índice UV?

Los humanos nos damos cuenta cuando hace sol y calor fuera. Pero no sabemos realmente cuál es el nivel de exposición a los rayos UV. Se supone que el índice UV (UVI) ayuda a estimar eso. Esta medida, reconocida internacionalmente, se utiliza para determinar la exposición a la radiación ultravioleta en un lugar concreto y puede averiguarse a través de páginas web y aplicaciones, por ejemplo [2].

Tabla: Esto es lo que significan los valores del índice UV

Índice UV

La exposición a los rayos UV

0 hasta 2

Bajo

3 hasta  5

Moderado

6 hasta  7

Alto

8 hasta  10

Muy Alto

11 y más

Extremo

La Organización Mundial de la Salud (OMS) considera que un índice UV de hasta 2 no es problemático, por lo que con este nivel de radiación se puede salir al exterior sin protección solar.

Índice UV 3 hasta 7: Según la OMS, con una exposición de entre 3 y 7, debe ponerse a la sombra al mediodía y protegerse con crema solar, un sombrero y una camiseta si es posible. Estos valores pueden ser alcanzados por la radiación UV en Europa Central entre abril y septiembre.

Índice UV 8 hasta 11: Con un índice UV de 8 a 11, no debería salir a la calle a la hora de comer y por todos los medios e incluso a la sombra llevar sombrero y camisa y usar protección solar.

Índice UV 10 o más: Un índice UV de 10 o más solo suele encontrarse en las altas montañas, cerca del ecuador y bajo los agujeros de ozono sobre el Ártico y el Antártico. Con más de 11 años, la ropa de abrigo es apropiada incluso en la sombra [2].

Sin embargo, también se critica el índice UV. Algunos expertos dudan de que la clasificación sea siempre fiable. Según ellos, el índice UV no tiene suficientemente en cuenta el tiempo que se pasa al sol. Además, el índice sólo mide la radiación UVB y no la UVA, que no sólo puede envejecer la piel sino también suprimir el sistema inmunitario [17].

¿Cómo ayudan los sitios web y las aplicaciones a la protección solar?

Para actuar según el índice UV, primero hay que conocerlo. En Internet hay algunas páginas web en las que puede consultar los valores actuales de su región, por ejemplo, en la página del por ejemplo, en la página del Servicio Meteorológico Español

Las aplicaciones para su teléfono inteligente también pueden ayudarle con esto. Estas aplicaciones (como UVLens, UVI Mate, UV-Check) no suelen medir el índice UV por sí mismas. Utilizan los datos meteorológicos y luego muestran la exposición a los rayos UV de su región. Las aplicaciones suelen calcular el tiempo que puede permanecer al sol basándose en información como su ubicación, el índice UV, su tipo de piel y el factor de protección solar de su crema [17].

Los científicos también están probando pequeños dispositivos de medición que pueden detectar la radiación UV. La idea detrás de esto: Los dispositivos pueden llevarse como pendientes o en el dedo. Envían los resultados de las mediciones a su smartphone. Una aplicación asociada le indica entonces el tiempo máximo que debe pasar al sol [18].

¿Qué tipo de protector solar necesito?

Si está al aire libre durante un periodo de tiempo prolongado en verano, especialmente en vacaciones en latitudes más meridionales, debe aplicarse una cantidad generosa de protector solar. Por supuesto, esto también se aplica si pasa más tiempo al aire libre en un día de verano en casa. El factor de protección solar (FPS) del protector solar aumenta la cantidad de tiempo que puede pasar al sol. La fórmula aproximada es:

Factor de protección solar x tiempo de autoprotección = tiempo de exposición al sol

Si tiene la piel de tipo II, su tiempo de autoprotección es de unos 20 minutos. Si se aplica un FPS 30, puede pasar un máximo de 20 por 30 es igual a 180 minutos al sol. Pero tenga cuidado: si la intensidad de la radiación es demasiado alta, este cálculo no siempre funciona. Con un alto índice de UV, puede sufrir quemaduras solares incluso en la sombra.

El tiempo de exposición al sol, que se calcula a partir del FPS y la autoprotección, se aplica al transcurso de todo un día. Así, en nuestro ejemplo, no puede tomar el sol durante 180 minutos por la mañana y luego otra vez durante el mismo tiempo por la tarde sin arriesgarse a sufrir quemaduras solares. Aun así, tiene sentido volver a aplicar la crema, ya que puede desaparecer con el tiempo, especialmente si ha estado en el agua y suda mucho [17].

Cremas solares en la prueba: En 2017, Stiftung Warentest probó 19 cremas solares. El resultado fue positivo: 17 protectores solares obtuvieron la calificación de "bueno" o "muy bueno", todos ellos protegían contra los rayos UVB del sol. Sólo falló el costoso producto cosmético natural "eco Sunmilk 30". Según la Fundación, los otros productos eran tan eficaces como las cremas solares baratas [19].

Protección UV para niños y bebés

La piel de los bebés y los niños pequeños es especialmente vulnerable a los rayos del sol. Los estudios también demuestran que las quemaduras solares en la infancia y la adolescencia contribuyen especialmente al riesgo de padecer cáncer de piel en etapas posteriores de la vida [11,12,13].

Como padre, puede observar las siguientes medidas para proteger a sus hijos del sol [2], [15], [20]:

  • Utilice una crema solar con un factor de protección solar elevado (FPS 50).
  • La ropa debe cubrir grandes partes del cuerpo y no ser translúcida. La ropa oscura protege más que la ropa clara.
  • Existe ropa especial de protección contra los rayos UV. Según la Organización Warentest, la ropa etiquetada con la "Norma UV 801" suele ofrecer una protección fiable contra la luz solar.
  • El tocado también es importante: debe tener alas anchas para proteger también el cuello y la nuca.
  • En general, los bebés no deben exponerse directamente al sol.

Los expertos afirman que si usted pone la protección solar a sus hijos de forma adecuada, podrá protegerlos a largo plazo: En un estudio, los niños de piel clara a cuyos padres se les dio un protector solar con FPS 30 e instrucciones sobre protección solar desarrollaron significativamente menos lunares que los niños de un grupo de control. Una alta densidad de lunares se considera un factor de riesgo de cáncer de piel [21].

¿Lo sabía? Los filtros solares protegen la piel de dos maneras. Por un lado, contienen sustancias orgánicas que absorben la luz solar. Por otro lado, el protector solar contiene compuestos minerales como el dióxido de titanio y el óxido de zinc, que pueden tanto absorber como reflejar la luz [3].

Tratamiento de las quemaduras solares

Una vez que la piel se quema, el daño a las células está hecho - el consiguiente aumento del riesgo de cáncer de piel no puede revertirse. La piel también reacciona con inflamación, se vuelve seca y demasiado caliente. Puede hacer algo contra el enrojecimiento, el ardor y el picor con las medidas adecuadas [22].

¿Cuáles son los beneficios de las lociones pos-solares y similares?

Los productos pos-solares pueden ayudar a su piel a recuperarse del estrés de los rayos solares. Refrescan la piel deshidratada y la hidratan. Por ejemplo, se dice que los geles con aloe vera son adecuados para este fin y también pueden tener efectos antiinflamatorios y antioxidantes [23]. Sin embargo, los estudios llegan a conclusiones diferentes: algunos investigadores atribuyen al aloe vera un efecto calmante, pero dudan de que los extractos de la planta aceleren la curación de la piel [24], [25].

En general, preste atención a los aditivos que contienen las lociones. Las cremas grasientas pueden crear una barrera que atrapa el calor en la piel e impide que se enfríe. Algunos productos también contienen anestésicos locales con benzocaína o lidocaína; estas sustancias pueden irritar la piel y ralentizar el proceso de curación. Lo mismo ocurre con las lociones con fragancias añadidas [23].

Remedios caseros y consejos contra las quemaduras solares

Refrescarse, refrescarse, refrescarse - ese debería ser su lema para las quemaduras solares. Cualquier cosa que ayude a la piel a deshacerse del calor acumulado contrarrestará las molestias. Puede ser con compresas frías, cuajada o té frío, o simplemente con agua fría. Además, beba mucha agua: esto ayudará a su cuerpo a hidratar las zonas de piel quemadas.

Otros remedios caseros como el limón, la sal y el vinagre irritan la piel y es más probable que le causen un dolor adicional sin promover la curación de la piel.

Si el dolor es intenso, los analgésicos pueden proporcionarle un alivio temporal. Lo mejor es utilizar agentes antiinflamatorios como el ibuprofeno [22], [26].

Quemaduras de sol: ¿cuándo acudir al médico? ¿Persiste el dolor de la quemadura solar durante días, se desprenden grandes zonas de piel o se hinchan y se forman ampollas? Entonces debe consultar a un médico y que le aclare las posibles quemaduras.

4 consejos para las quemaduras solares

Radiación UV y vitamina D

Los rayos UV del sol no son exclusivamente perjudiciales. Se conoce al menos un efecto positivo de los rayos UVB: Estimulan la producción de vitamina D en nuestra piel, por lo que también se le llama la vitamina del sol. De hecho, su cuerpo sólo puede producir suficiente vitamina D si recibe una determinada cantidad de luz solar [17].

¿Qué radiación necesito para la vitamina D?

Por desgracia, para producir vitamina D, su cuerpo necesita sobre todo la radiación UVB, los rayos que también queman la piel y causan cáncer de piel. En teoría, los protectores solares con un FPS elevado y el hecho de evitar el sol pueden contribuir a la deficiencia de vitamina D [3].

¿Cómo puedo llenarme de vitamina D sin que me queme el sol?

Una posible solución: exponga al menos el 35% de su piel (por ejemplo, la cara, los brazos y las piernas) al sol durante unos minutos y, por lo demás, siga las recomendaciones de protección solar. En general, es mejor tomar el sol en la mayor cantidad de piel posible durante el menor tiempo posible. De este modo, puede potenciar la producción de vitamina D sin exponer zonas individuales de la piel a demasiada radiación UV [17].

En un estudio, las personas sometidas a la prueba tomaron el sol en el 35% de su piel durante 13 minutos tres veces a la semana en verano. Esto fue al menos suficiente para prevenir una deficiencia, aunque no para lograr un suministro óptimo de vitamina D [27].

Si tomar el sol en verano no es suficiente para llenar sus reservas de vitamina D para el invierno, también puede tomar la vitamina a través de suplementos de vitamina D.

Quemaduras solares y radiación UV - De un vistazo

¿Qué es la radiación UV?

La luz del sol contiene, entre otras cosas, radiación UVA y UVB que llega a la superficie de la tierra. La radiación UVA puede acelerar el envejecimiento de la piel. Los rayos UVB de alta intensidad dañan el ADN de las células. En la piel contribuyen así al cáncer de piel, en el ojo a las cataratas.

¿Qué ocurre cuando se quema el sol?

En el caso de las quemaduras solares, la radiación UV irrita tanto la piel que se produce una inflamación en ella. Las consecuencias son el enrojecimiento, el picor, las ampollas... y el daño permanente a las células de la piel.

¿Cómo me protejo de las quemaduras solares?

Puede estimar el peligro de la radiación UV en su región con la ayuda del índice UV. A continuación, no se exponga al sol durante demasiado tiempo cuando la exposición sea alta, evite el sol del mediodía y utilice un protector solar con un factor de protección solar suficiente.

¿Cómo puedo tratar las quemaduras solares?

Sie können die Beschwerden eines Sonnenbrands vor allem durch Kühlen lindern. Dazu eignen sich auch flüssigkeitsspende Lotionen mit Aloe Vera. Bei großen Schmerzen kommen auch entzündungshemmende Schmerzmittel wie Ibuprofen infrage. Meiden Sie Hausmittel wie Zitrone, Salz und Essig, da sie die Haut weiter reizen.

¿Cómo puedo absorber la vitamina D sin que me queme el sol?

Nuestro cuerpo necesita los rayos UV para estimular la producción de vitamina D. Si los rayos del sol son intensos, es mejor salir al sol sólo brevemente, exponiendo una gran parte del cuerpo al sol. De este modo, las zonas individuales de la piel están menos estresadas y usted sigue recibiendo suficiente sol para sus reservas de vitamina D.

Fuentes

[1] Bundesamt für Strahlenschutz, "Was ist UV-Strahlung?" http://www.bfs.de/DE/themen/opt/uv/einfuehrung/einfuehrung_node.html (zugegriffen Apr. 24, 2019).

[2] E. Rehfuess y Organización Mundial de la Salud, Global solar UV index: a practical guide. Ginebra, Suiza: Organización Mundial de la Salud, 2002.

[3] K. Skotarczak, A. Osmola-Mankowska, M. Lodyga, A. P. Ska, M. Mazur, und Z. Adamski, "Fotoprotección: hechos y controversias", S. 15.

[4] C. C. Wong, W. Liu, P. Gies, und R. Nixon, "Think UV, not heat!", Australas. J. Dermatol., Bd. 56, Nr. 4, S. 275-278, Nov. 2015, doi: 10.1111/ajd.12272.

[5] M. Ramos-e-Silva, L. R. Celem, S. Ramos-e-Silva, und A. P. Fucci-da-Costa, "Anti-aging cosmetics: Hechos y controversias", Clin. Dermatol., Bd. 31, Nr. 6, S. 750-758.

[6] J. Krutmann, A. Morita y J. H. Chung, "Sun Exposure: What Molecular Photodermatology Tells Us About Its Good and Bad Sides", J. Invest. Dermatol., Bd. 132, Nr. 3, S. 976-984, März 2012, doi: 10.1038/jid.2011.394.

[7] R. Yin und M. Hamblin, "Photoaging", en Handbook of Photomedicine, 2013, S. 95-110. doi: 10.1201/b15582-13.

[8] Burke und K. E, "Environmental aging of the skin: new insights", Plast. Aesthetic Res., Bd. 7, Okt. 2020, doi: 10.20517/2347-9264.2020.154.

[9] D. M. Holman, Z. Berkowitz, G. P. Guy, A. M. Hartman, und F. M. Perna, "The association between demographic and behavioral characteristics and sunburn among U.S. adults - National Health Interview Survey, 2010", Prev. Med., Bd. 63, S. 6-12, Juni 2014, doi: 10.1016/j.ypmed.2014.02.018.

[10] Instituto Robtert Koch, "Krebs - Malignes Melanom der Haut". https://www.krebsdaten.de/Krebs/DE/Content/Krebsarten/Melanom/melanom_node.html (zugegriffen Apr. 26, 2019).

[11] M. de Troya-Martín u. a., "Prevalence and predictors of sunburn among beachgoers", Photodermatol. Photoimmunol. Photomed., Bd. 34, Nr. 2, S. 122-129, März 2018, doi: 10.1111/phpp.12354.

[12] B. Petersen, E. Thieden, P. A. Philipsen, J. Heydenreich, A. R. Young, und H. C. Wulf, "A sun holiday is a sunburn holiday", Photodermatol. Photoimmunol. Photomed., Bd. 29, Nr. 4, S. 221-224, ago. 2013, doi: 10.1111/phpp.12048.

[13] M. E. Darvin, W. Sterry, J. Lademann, und A. Patzelt, "Alcohol consumption decreases the protection efficiency of the antioxidant network and increases the risk of sunburn in human skin", Skin Pharmacol. Physiol., Bd. 26, Nr. 1, S. 45-51, 2013, doi: 10.1159/000343908.

[14] T. B. Fitzpatrick, "The Validity and Practicality of Sun-Reactive Skin Types I Through VI", Arch. Dermatol., Bd. 124, Nr. 6, S. 869-871, junio de 1988, doi: 10.1001/archderm.1988.01670060015008.

[15] Arbeitsgemeinschaft Dermatologische Prävention (ADP), "S3-Leitlinie Prävention von Hautkrebs", S. 231, 2014.

[16] S. Eilers u. a., "Accuracy of Self-report in Assessing Fitzpatrick Skin Phototypes I Through VI", JAMA Dermatol., Bd. 149, Nr. 11, S. 1289-1294, Nov. 2013, doi: 10.1001/jamadermatol.2013.6101.

[17] R. M. Lucas, R. E. Neale, S. Madronich, und R. L. McKenzie, "¿Son óptimas para la salud las actuales directrices de protección solar? Exploring the evidence", Photochem. Photobiol. Sci., Bd. 17, Nr. 12, S. 1956-1963, Dez. 2018, doi: 10.1039/C7PP00374A.

[18] D. Ä. G. Ärzteblatt Redaktion Deutsches, "Hautkrebs: Tragbarer Hautsensor gibt UV-Alarm über Smartphone", Deutsches Ärzteblatt, Dez. 07, 2018. https://www.aerzteblatt.de/nachrichten/99681/Hautkrebs-Tragbarer-Hautsensor-gibt-UV-Alarm-ueber-Smartphone (zugegriffen Apr. 24, 2019).

[19] Stiftung Warentest, "Sonnenschutzmittel - Vier sind sehr gut und günstig - Stiftung Warentest". https://www.test.de/Test-Sonnencreme-und-Sonnenspray-fuer-Erwachsene-4868984-0/ (zugegriffen Apr. 29, 2019).

[20] Stiftung Warentest, "Kleidung mit UV-Schutz - Hemd und Hut steht ihm gut". https://www.test.de/Kleidung-mit-UV-Schutz-Hemd-und-Hut-steht-ihm-gut-1688475-2688475/ (zugegriffen Apr. 26, 2019).

[21] R. P. Gallagher, J. K. Rivers, T. K. Lee, C. D. Bajdik, D. I. McLean, und A. J. Coldman, "Broad-spectrum sunscreen use and the development of new nevi in white children: A randomized controlled trial", JAMA, Bd. 283, Nr. 22, S. 2955-2960, Juni 2000.

[22] A. Han y H. I. Maibach, "Management of acute sunburn", Am. J. Clin. Dermatol., Bd. 5, Nr. 1, S. 39-47, 2004, doi: 10.2165/00128071-200405010-00006.

[23] Mayo Clinic, "Sunburn - Diagnosis and treatment". https://www.mayoclinic.org/diseases-conditions/sunburn/diagnosis-treatment/drc-20355928 (zugegriffen Apr. 26, 2019).

[24] M. H. Radha y N. P. Laxmipriya, "Evaluation of biological properties and clinical effectiveness of Aloe vera: A systematic review", J. Tradit. Complement. Med., Bd. 5, Nr. 1, S. 21-26, Dez. 2014, doi: 10.1016/j.jtcme.2014.10.006.

[25] P. Puvabanditsin und R. Vongtongsri, "Eficacia de la crema de aloe vera en la prevención y el tratamiento de las quemaduras solares y el bronceado", J. Med. Assoc. Thail. Chotmaihet Thangphaet, Bd. 88 Suppl 4, S. S173-176, Sep. 2005.

[26] A. L. Miners, "The diagnosis and emergency care of heat related illness and sunburn in athletes: Una serie de casos retrospectivos", J. Can. Chiropr. Assoc., Bd. 54, Nr. 2, S. 107-117, Juni 2010.

[27] L. E. Rhodes u. a., "Los niveles recomendados de exposición a la luz solar en verano pueden producir niveles de 25(OH)D suficientes (> o =20 ng ml(-1)) pero no los óptimos propuestos (> o =32 ng ml(-1)) en las latitudes del Reino Unido", J. Invest. Dermatol., Bd. 130, Nr. 5, S. 1411-1418, Mai 2010, doi: 10.1038/jid.2009.417.

 

¿Quiere entender mejor su cuerpo?

La medición de sus indicadores de salud le proporcionará una valiosa información sobre el potencial de su cuerpo. Para ello, hemos desarrollado los kits de muestreo y envío cerascreen® para la recogida de muestras por parte del usuario final. Utilícelos rápida y fácilmente desde casa y devuélvalos a nuestro laboratorio especializado de forma gratuita.
Nuestras pruebas de salud

Nos presentamos

Queremos ayudar a nuestros clientes a llevar una vida más sana. Para ello, colaboramos con científicos, médicos y ecotrofólogos para desarrollar pruebas que ayuden a comprender mejor los síntomas del organismo.
Más información

Información gratuita sobre la salud

Obtenga consejos de salud e información sobre cómo los kits de muestreo y envío a domicilio pueden mejorar su vida.
Regístrese ahora
Contenido